Trillo celebró San Isidro, La Puerta, su Virgen de Montealejo, y Viana de Mondéjar, el primer aniversario de su horno

Parecía que la lluvia no iba a permitir a los trillanos disfrutar de una jornada de campo, familia y amistad, como es habitual, coincidiendo con la celebración de San Isidro, en la ermita de la Virgen del Campo. La misa comenzó a las 12.30 horas y durante la misma descargó sobre la zona una pequeña tormenta. Sin embargo, en el momento de la procesión, que arrancaría sobre las 13.10 horas, cesó el aguacero y San Isidro y la imagen de Santa María de la Cabeza pudieron salir a hombros de los trillanos, escoltados, como es tradición, por la Virgen del Campo, ataviada con su manto verde para la ocasión. Tras dar la vuelta a la ermita, la comitiva religiosa realizó parada en las inmediaciones de la misma, momento en que el sacerdote de Trillo, David Layna, bendijo y rezó por los campos trillanos y su fertilidad y salud.

Al finalizar la procesión, y con las imágenes de San Isidro, Santa María de la Cabeza y la Virgen del Campo postrados a la entrada de la iglesia, se celebró la tradicional subasta que, un año más, estuvo orquestada por Valentín Pérez, que contó con la ayuda de otros fieles. Como también es costumbre, la figura del Niño Jesús fue la que alcanzaría mayor oferta en la puja, otorgándose por 180 euros para su entrada en la ermita, ya de vuelta tras las celebraciones.

El reparto del pan y del vino de la tierra a todos los asistentes, por parte de la Comunidad de Regantes de Trillo, presidida por José Miguel Bachiller, y la entrega de un obsequio por parte del Ayuntamiento de Trillo –una botella cantimplora metálica-, dieron por terminados los actos, que los vecinos alargaron tomando el almuerzo en la ermita, como es tradición.

Virgen de Montealejo en La Puerta

En parecidas circunstancias se celebró la Virgen de Montealejo en la ermita del mismo nombre, en La Puerta. Un pequeño chaparrón fue el preludio de la misa en honor a la virgen de la pedanía, que pudo celebrarse en el interior de iglesia, oficiada por el párroco de Pareja en esta ocasión. A su término, la imagen fue sacada a hombros al exterior de la ermita, donde se realizó la primera subasta de los palos y se realizaron las ofrendas. Aquellos que ganaron los palos con sus pujas pudieron pasear a la Virgen de Montealejo por los alrededores de la ermita, para dejarla nuevamente en el mismo lugar, donde se volverían a subastar los palos, en este caso, para introducir a la Virgen a su santuario. Como cada año, fue Gregorio Pérez el encargado de realizar dichas subastas.

 

Así concluyeron las celebraciones religiosas, que los vecinos y amigos de La Puerta, unas 300 personas reunidas en total, continuaron comiendo en el campo y disfrutando de la jornada, pues la lluvia no volvió a hacer acto de presencia, permitiendo una tarde tranquila.

El Ayuntamiento de Trillo también quiso obsequiar a los vecinos de La Puerta con una botella cantimplora metálica, en su caso, con la imagen de la Virgen de Montealejo grabada sobre la misma, que repartieron las concejalas presentes, Beatriz González –también alcaldesa pedánea del municipio- y Beatriz Muñoz.

Un año del primer asado del Horno de Viana de Mondéjar

Ya el domingo, cuando la lluvia y las nubes dieron paso a un sol espléndido, Viana de Mondéjar vivió una celebración doble. Por un lado, se cumplía el primer aniversario de la inauguración de su horno, una instalación histórica que fue rehabilitada el año pasado para volver a permitir su uso. Por otro lado, la Asociación Cultural Amigos de Viana de Mondéjar, como siempre desde hace 17 años por estas fechas, celebró un cumpleaños más. Motivo doble y perfecto para organizar una comida en hermandad, en la que participaron unas 150 personas y que, como no podía ser de otra manera, tuvo al cordero asado como plato principal.

Para cocinar tan suculenta vianda, fue necesario precalentar el histórico horno durante los dos días previos con unos 1.500 kilos de leña, aseguran desde la organización. Así, se alcanzaron picos de hasta 500 grados de calor, medidos minuciosamente con termómetro láser, y que hubo que reducir, poco a poco, hasta los 180-200 adecuados para asar la carne a lo largo de la mañana del domingo. En total, 21 bandejas de barro con 70 paletillas de cordero, agua, sal y poco más, sólo el tiempo y el esfuerzo de quienes hicieron posible tal festín gastronómico, varios miembros de la asociación. Pasadas las 15.00 horas, los vecinos del pueblo y varios concejales y concejalas del Ayuntamiento de Trillo, entre ellos la alcaldesa, Lorena Álvarez, se sentaban en el centro social de la pedanía trillana para degustar el guiso.

 

Además de la comida popular, la Asociación Amigos de Viana de Mondéjar organizó varios torneos que coparon la mañana y la tarde del domingo. David Torres se alzó con el primer premio del concurso de petanca, mientras que Tomás Anaya quedó en segundo lugar. En el caso de los bolos, Sonia Pérez fue vencedora, seguida por Anastasio Congosto. En el torneo de cartas, que se disputó ya por la tarde, Agapita Saúca venció en una mesa mientras que, en la otra, fue Francisca Saúca la ganadora.

 

Calendario

Lun Mar Mié Jue Vie Sáb Dom
1
2
3
8
9
11
13
14
15
21
23
24
25
26
27
28
29
30
31

Contacto

 Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.
  +34 949 81 50 30
  +34 949 81 53 16
 Plaza Mayor, 1

Síguenos en redes